Reflexiones para Buenaventura tras el paro cívico

Es necesario que el Distrito cuente con apoyos políticos en el Congreso y en el alto gobierno para que realmente se coloquen los recursos y se cumplan los acuerdos logrados. De esta manera esta lucha que libramos no quedará en un saludo a la bandera.

Por  Samuel A. Aguirre – Ingeniero

Especial para Pacífico Siglo XXI

Después de esa lucha para que el Gobierno Nacional reconociera nuestro liderazgo y se comprobara que somos capaces de proyectar nuestro desarrollo, y lo más importante, administrar nuestro territorio generando bienestar y progreso a cada uno de sus habitantes, es necesario que actuemos en esa hoja de ruta que permita que la ley que creó el Fondo Autónomo no sea impuesto por el desarrollismo centralista, en el cual solo nos dicen que se debe dragar los 30 kilómetros de la bahía de Buenaventura, acabar la vía carreteable de la doble calzada, inversiones en el Ferrocarril del Pacífico, inversiones en el aeropuerto.

Por lo tanto, como este país es centralista, debemos, fuera de tener un buen director del Fondo, y una buena junta directiva, contar con unos apoyos políticos en el Congreso y en el alto gobierno que permitan que realmente se coloquen los recursos para que esta lucha que libramos en el paro cívico no sea un saludo a la bandera.

Muchos dicen que una golondrina no hace verano, pero considero que teniendo aliados en el Congreso de la República y denunciantes ante cualquier incumplimiento de lo acordado tras el paro, lograremos que en realidad la historia del Distrito se divida en dos.

Ese tipo de líderes que cuiden lo logrado en el paro cívico son los que debemos elegir tanto para el Senado como para la Cámara de Representantes.

En ese sentido, no debemos darle el voto a aquellos políticos que cada cuatro años aparecen ofreciendo dinero, ladrillos, pago de servicios públicos a cambio de nuestro voto, y que después se van para no volverle a poner atención al Distrito.

Nuestro liderazgo debe empezar a aparecer entonces este 11 de marzo de 2018, votando por los que han guiado  la conquista de nuestra lucha en el paro cívico.

No debemos de olvidar a nuestros líderes que también han logrado mejoras en la educación y en la lucha social para dejar una Buenaventura mejor para nuestros hijos y las nuevas generaciones.

Recordemos que las actuaciones del Congreso se hacen uniendo voluntades y gestiones, por lo tanto debemos elegir líderes que unan y a propósito, a nuestra dirigencia política le debemos recomendar que se una en torno a figuras representativas nuestras y no buscando intereses políticos individuales que hacen que caigan en niveles de corrupción tanto en lo local como en lo nacional.

También debemos  ir pensando y decantando  la votación de mayo, cuando se elegirá el Presidente de la República, ya que es clave que quien llegue a ese cargo respete nuestro Plan de Desarrollo a 10 años diseñado durante el paro cívico.

Yo creo en mi gente y en su liderazgo y sé que somos capaces de realizar los cambios que necesitamos.

Acerca del autor

El administrador del sitio web. =)

Publicaciones Relacionadas

Deja tu comentario